Antes de comenzar con el análisis melódico, debemos conocer las características estéticas básicas del be-bop al respecto. Las melodías be-bop suelen ser rítmicamente muy activas gracias al uso conjunto de tempos rápidos o vivos, y de motivos elaborados esencialmente con valores de breve duración (corcheas y semicorcheas). En virtud de estas características, es irremediable sentir un cierto estado de frenesí y agitación cuando uno escucha estándares como el que nos ocupa en esta ocasión.

Por otra parte, la inclusión constante de tensiones  en el desarrollo melódico acentúa su carácter nervioso e inquieto. Las tensiones son los factores superiores de un acorde, es decir, la 9ª, la 11ª y la 13ª (también conocida como 6ª).

 

 A la hora de improvisar, siempre se tendrán en cuenta las características citadas con el fin de no cometer incoherencias estilísticas.

 
A continuación se enumeran los ornamentos melódicos empleados junto con sus abreviaturas correspondientes.
 
  1. Bd: Bordadura diatónica
  2. Bc: Bordadura cromática.
  3. Apc: Aproximación cromática.
  4. Apd: Aproximación diatónica.
  5. P: Nota de paso.
  6. Np: Nota no preparada.
  7. An: Anticipación. 

Deja un comentario

Ayuda El Sapo Sabio




Categorías
Archivos
Numen, rock progresivo
Comentarios recientes
Canal Youtube Sapo Sabio
Libros de M. Mas Devesa

Fundamentos de Composición
Rivera Editores

Look inside. Mira dentro