En este post afrontaremos el tema de los acordes con notas añadidas. Para ello, partiremos de acordes tríadas a los que añadiremos una 2ª, una 4ª o una 6ª. De este modo, conseguimos enriquecer los acordes base así como crear nuevas sonoridades. 

Deberíamos seguir las siguientes orientaciones con el objeto de evitar ciertos riesgos que se comentan a continuación. 

1. Por lo general, usamos acordes tríadas o a lo sumo de 7ª para crear este tipo de acordes. Los acordes de 9ª o con un número mayor de factores ya tienen un número suficiente de disonancias, por lo que la adición de otras crearía confusión o simplemente resultaría inefectivo.

2. Las notas añadidas no deberían colocarse en las voces superiores, pues podemos encontrarnos con la sorpresa de que el acorde resultante es una 9ª, 11ª o 13ª.

3. Normalmente, cuando añadidos una nota, solemos suprimir alguno de sus factores. Por ejemplo, si añadimos la 4ª, podemos suprimir la 3ª.    

 

                   

2 comentarios para “Acordes con notas añadidas”

  • El hombre con un millon de dudas:

    Entoces suponiendo que tenemos un acorde con las notas si, fa y sol su nombre sería ¿Si con sexta con quinta añadida? ¿como se escribe eso?

  • Devesa:

    Hola:

    Tal como lo cuentas, estás ante un acorde de Séptima de dominante de Sol en primera inversión. Los acordes con notas añadidos no deben poder explicarse como acordes convencionales de la práctica común.

Deja un comentario

Ayuda El Sapo Sabio




Categorías
Archivos
Numen, rock progresivo
Canal Youtube Sapo Sabio
Libros de M. Mas Devesa

Fundamentos de Composición
Rivera Editores

Look inside. Mira dentro