Resulta difícil encontrar en la literatura musical tonal este acorde en otro estado que no sea la 1ª inversión. El hecho de que el estado fundamental suponga que el bajo forme parte del tritono, subraya su áspera sonoridad, y, con ello, su poca aceptación entre los compositores, al menos, de épocas más remotas. No obstante, puede suavizarse ésta mediante el retardo de la sensible, como ilustra el siguiente gráfico.

Por lo que respecta a la 2ª inversión, el bajo también participa en la formación del tritono, a lo que se le une el hecho de que este estado tiene un uso bastante restringido, como se explicó en los artículos dedicados a este estado.
 
Por todo lo explicado arriba, no debería extrañarnos que la 1ª inversión sea la más habitual como así ilustran los siguientes ejemplos de Bach (Aus meines Herzens Grunde) y de Mozart (Sonata K. 280, I), respectivamente .
 
 

Deja un comentario

Ayuda El Sapo Sabio




Categorías
Archivos
Numen, rock progresivo
Comentarios recientes
Canal Youtube Sapo Sabio
Libros de M. Mas Devesa

Fundamentos de Composición
Rivera Editores

Look inside. Mira dentro