Heterósidos

Los heterósidos son moléculas que poseen una parte glucídica y otra que no lo es, llamada aglucón, aglucona o genina. Si el aglucón es un lípido se denominan glucolípidos y si es una proteína, glucoproteínas. La parte glucídica se une al aglucón mediante enlaces fuertes (covalentes). La diferencia entre las glucoproteínas y los glucosaminglucanos, que se vieron en el artículo anterior, dentro de los homopolisacáridos, que también son asociaciones de proteínas e hidratos de carbono, es que las glucoproteínas no contienen ácido hialurónico, ni sulfatos de condroitina, además, la parte glucídica no alcanza el 50% del peso molecular total de la molécula.
 
Los heterósidos se pueden clasificar en los siguientes grupos:
 
-Aquellos que forman parte de los principios activos de algunas plantas. Son los heterósidos cardiotónicos, las glicirrinas (presentes en la raíz de la regaliz) y los heterósidos cianogenéticos (que aparecen en las almendras amargas).
 
-Los que forman parte de los ácidos nucleicos. Los nucleósidos están formados por pentosas (ribosas y desoxirribosas) que forman la parte glucídica, y bases nitrogenadas que son el aglucón.
 
-Los glucolípidos que forman parte de las membranas celulares, con una parte glucídica y otra lipídica. Los cerebrósidos y gangliósidos son los más importantes.
 
-Las glucoproteínas como son las mucoproteínas, mucinas o mucinas de secreción que aparecen en la saliva, en el tubo digestivo y en el tracto respiratorio. Las hormonas gonadotrópicas también pertenecen a este grupo. Algunas enzimas digestivas son glucoproteínas. Las glucoproteínas presentes en la sangre (seromucoide, protrombina, inmunoglobulinas,…).
 
Las glucoproteínas y los glucolípidos de membrana actúan como marcadores biológicos y sitios de reconocimiento celular, ya que presentan una gran variabilidad en la secuencia de monosacáridos, y de esta forma, estimulan la formación de anticuerpos, actuando como antígenos. Ayudan a que las células del mismo tejido se reconozcan. Son receptores de membrana para muchas sustancias y para el anclaje de bacterias. También marcan el tiempo de vida de las células, como las células sanguíneas, ya que al degradarse desencadenan la destrucción de la molécula de glucoproteína e incluso de la célula.
 

Deja un comentario

Categorías
Canal Sapo Sabio
Publicidad
120x600.gif.